• Inicio
  • Para entender a Casanare

Para entender a Casanare

Alimentos ancestrales o fruto de la diversidad del llano; canciones, corridos o varios libros sobre el pasado son fundamentales para entender este departamento y sus habitantes.

Por Semana Historia


Fotografía: Festival y Reinado Nacional del Arroz, Guillermo Torres

Casabe

Casabe

Los pueblos indígenas de la región preparan esta arepa gigante con la yuca brava o dulce, rallándola y lavándola con agua. Si la quieren dulce, la consumen fresca; si la desean ácida, la fermentan dos o tres días. Es imprescindible exprimir la masa en el sebucán para retirar el veneno de la yuca brava. Luego se tritura en un pilón, se cierne y se cocina en el budar. Esta torta no contiene sal, dulce ni otros ingredientes, por eso hay un refrán que dice: “Que el casabe con lo que se come a eso sabe”.

Crédito: Nick Jaussi

Amortajado

Amortajado

En el asado tradicional llanero acostumbran a armar un pincho llamado amortajado o entreverado con las vísceras (corazón, hígado, bofe, pajarilla, riñones, etcétera), picadas en trozos pequeños. El entreverado va envuelto con la membrana que recubre los estómagos de la res, cosida con espinas de naranjo para que no se abra. Lo asan al fuego y luego lo degustan acompañado de yuca y topocho, una variedad de plátano.

Crédito: León Francisco Ruiz Flórez – B.P.P

‘Un viaje a Venezuela’

‘Un viaje a Venezuela’

(1890)

Modesto Garcés (1849-1906) fue uno de tantos liberales derrotados que huyó a los llanos de la persecución del gobierno conservador. En su libro narra su periplo por los ríos Orinoco, Meta y Vichada y por los caminos que lo llevarán de los llanos de San Martín y Casanare hasta las poblaciones venezolanas de Maypures, Ciudad Bolívar, Callao y Caracas.

‘Una frontera de la sabana tropical’

‘Una frontera de la sabana tropical’

(1994)

Este libro, de la historiadora Jane M. Rausch, es, tal vez, el mejor para entender la geografía, el poblamiento y el tipo de economía y sociedades creadas en los Llanos Orientales colombianos, y, en especial, Casanare.

Fiesta de la Virgen de la Candelaria

Fiesta de la Virgen de la Candelaria

Desde la colonia, la Fiesta de la Virgen de la Candelaria ha sido una celebración indígena. Sálivas, guahibos y piapocos se encuentran en torno a la devoción a la Virgen. Los preparativos llevan meses para proveer la caña para el guarapo y la yuca para el casabe. La celebran con danzas tradicionales indígenas, al ritmo de tambores y fotutos. El 2 de febrero hacen la ofrenda a la Virgen. Por medio de esta celebración los sálivas reivindican su pertenencia a Orocué.

Crédito: Obispado de Catamarca

‘El tesoro jesuita’

‘El tesoro jesuita’

(1996)

El escritor casanareño Eduardo Mantilla Trejo describe los preparativos de viaje de los misioneros jesuitas, expulsados por la Corona española de sus posesiones en 1767, lo que originó la leyenda de que dejaron un tesoro escondido en las sabanas. Mantilla fija su atención en la subjetividad de los personajes y en la experiencia de la partida, a partir de un trabajo colosal de investigación que le tomó cerca de 14 años.

‘Palomita mensajera’

‘Palomita mensajera’

Es una de las canciones más recordadas del maestro Tirso Delgado, una copla cantada a la mujer amada. Delgado, también conocido como el Cabestrero de la Música Llanera, nació en Paz de Ariporo en 1939. Tuvo que abandonar el llano durante su juventud por culpa de la violencia, pero regresó para no salir jamás. Recorrió caseríos y pueblos por los llanos colombianos y venezolanos, y afirmó, como cualquier llanero, la hermandad de sus habitantes. Falleció en 2011 a los 72 años de edad. Cuenta con más de 100 joropos de su autoría.

‘Guadalupe, años sin cuenta’

‘Guadalupe, años sin cuenta’

(1975)

Es una obra de teatro creada por el colectivo La Candelaria y  dirigida por Santiago García, que se ha convertido en una de las obras más representativas del teatro colombiano del siglo xx. Nos invita a reflexionar sobre la Violencia en Colombia, a partir de la firma del acuerdo de paz con las guerrillas del llano y el posterior incumplimento.

Crédito: Carlos Mario Lema

Festival y Reinado Nacional del Arroz

Festival y Reinado Nacional del Arroz

Aguazul, Casanare, se ha convertido en uno de los destinos tradicionales del calendario festivo en los llanos de Colombia y Venezuela. El departamento institucionalizó el festival desde 1988, poco antes de la bonanza petrolera impulsada por los yacimientos de Cupiagua. En las celebraciones se destacan la Joropera, escenario en donde se congregan hasta 300 parejas de baile, y los certámenes de coleo. En el marco de las fiestas los habitantes celebran el Día del Arrocero y la feria agropecuaria y equina.

Crédito: Guillermo Torres

‘Catira casanareña’

‘Catira casanareña’

(1977)

Se convirtió en el himno de la mujer del departamento. Es apenas el primero de muchos éxitos de Dúmar Aljure (Tauramena, 1953), a quien es posible describir como auténtico y humilde. Auténtico por la fidelidad a su propio estilo y por la lealtad a la tradición. Humilde porque literalmente vive con los pies en el suelo y no ha olvidado que pertenece a la tierra y al pueblo que lo vieron nacer.

Crédito: Andrés Camilo Gómez Giraldo

Llanos orientales

Grupo Semana

Todos las marcas registradas son propiedad de la compañía respectiva o de PUBLICACIONES SEMANA S.A. Se prohíbe la reproducción total o parcial de cualquiera de los contenidos que aquí aparezca, así como su traducción a cualquier idioma sin autorización escrita de su titular.

COPYRIGHT © 2018 PUBLICACIONES SEMANA S.A.